.........  Justo Rica nos habla de la Asociación Arauceña   ......

 

La excusa era recabar información sobre la asociación Arauceña motivada por una demanda expresa de un visitante de la web.

La persona más indicada era Justo Rica ya que a partir del año 1943  ocupó el cargo de secretario de la asociación.

Justo nos atendió en el salón de su casa junto con su mujer Nica, y la tertulia fue tan interesante que, sin darnos cuenta, se nos pasó la tarde volando.

Justo y Nica viven en Arauzo, de manera continuada, desde hace más o menos 19 años. Ambos nacieron en Arauzo, Justo en 1920 y Nica en 1924. En la infancia casi ni se conocían porque en el pueblo había muchos niños y niñas, explican. También recuerdan que crecieron y se formaron fuera de Arauzo, pero el destino es juguetón y el azar les hizo coincidir en una boda. Y Justo y Nica se casarón en el año 1950.

 

 
 
 Vivian en Madrid. “Estábamos en la posguerra y desde Arauzo nos enviaban cada semana la maquila que consistía en 1 hogaza de pan blanco”, anécdota que no olvidan. A Justo siempre le acompañaba la idea de volver a Arauzo, nunca se desentendió de su pueblo y colaboraba diariamente en la asociación “La Arauceña”.  
 
 
  Justo y Nica, en el salón de su casa (2005)

 

Y así fue, ya que cuando se jubiló Justo, él y Nica se instalaron definitivamente en el pueblo. Están encantados de vivir  aquí, pero echan de menos a los hijos, los nietos, en definitiva, el calor de la familia.

 

Sus entretenimientos son la lectura, la tertulia y el amor por la naturaleza que les rodea: el jardín, los árboles, los pájaros, el cielo y las estrellas.